Saltar directamente al contenido.

Inicio

La Organización Mundial de la Salud (OMS) sostiene que todos los trabajadores deben poder disfrutar del más alto nivel posible de salud física y mental y de condiciones de trabajo acordes. La república Argentina junto a los 193 países de la OMS, aprobó durante la 60° Asamblea Mundial de la Salud, a fines de mayo de 2007, el Plan Mundial sobre la Salud de los Trabajadores y Trabajadoras para el período 2008 – 2017, que dirige sus esfuerzos a la mejora de la salud general en el entorno laboral y a la reducción de las diferencias entre países. El Plan aborda todos los aspectos relacionados con la salud de los trabajadores y trabajadoras incluidas la prevención primaria de los riesgos laborales, la protección y promoción de la salud en el lugar de trabajo, las condiciones de empleo y la mejora en la respuesta que gestionan los sistemas de salud. Establece la necesidad de fomentar la coordinación intersectorial y, en particular, el fortalecimiento de los ministerios de salud en el trabajo conjunto con otros ministerios competentes y partes interesadas desde un enfoque preventivo. En 2010 la OMS publicó “Ambientes de Trabajo Saludables: un modelo para la acción” que actualiza dichos lineamientos de trabajo.

Las definiciones antes mencionadas y su impacto en las políticas nacionales y provinciales encuadran la creación del Programa de Educación Permanente en Salud y Seguridad en el Trabajo (Resoluciones 6820/07 y 56/09 del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires) que se integra en la línea de desarrollo en innovaciones en la gestión pública de salud en la necesidad de sistematizar la información para que esta sea fundamento de las decisiones y fomenta capacitación, asistencia técnica e investigación para contribuir a la construcción de ciudadanía.

Top